Granado: cultivando granadas en el jardín

¡Compártelo!Share on Facebook8Pin on Pinterest5Share on Google+0Tweet about this on Twitter

El granado es el árbol cuyo fruto es la granada. Es una fruta muy interesante y con muchas proteínas y vitaminas. En definitiva un árbol con fruto interesante por el cual merece la pena cuida y cultivar en nuestros jardines. Veamos cuales son las características de su cultivo, cómo podemos podarlo y algún consejo más. 

Granado árbol frutales.

Pueden llegar a medir entre 3 y 6 metros. También existen especies enanas las cuales tendrán una altura de unos 40 cm más o menos. De hecho es una buena opción también el cultivo de este árbol de forma mini.

Cuidado y riego del granado

Abónalo sólo en primavera y con un abono sustancioso que vaya aportando los minerales y sustento necesario del árbol escalonadamente.

Se trata de un árbol muy resistente, por eso es interesante hablar de él que puede estar hasta quince días sin riego en verano. Tolera muy bien las épocas secas y no hay que preocuparse por el riego.

Un buen lugar a pleno sol ayudará a qué florezca mejor y más abundante. No lo requiere obligatoriamente, pero mejoraremos la flor y el color de la planta.

Resiste también grandes heladas, pero no soporta bajo ninguna circunstancia las heladas primaverales.

Busca también un lugar en el qué la tierra esté húmeda y fresca, evitando así las zonas áridas y extremadamente secas y faltas de nutrientes.

La cambiaremos de maceta a una más grande cada dos años.

Poda y plagas

Cochinillas, pulgones, barrenadores y otro tipo de plagas comunes que pueden afectar al fruto son muy comunes en el grosellero. Es importante qué tomemos medidas y estemos siempre pendiente ante el brote de cualquiera de ellas.

Realizaremos poda de desarrollo durante los primeros años y después de forma anual realizaremos la poda general de mantenimiento para su crecimiento y buena salud.

Semillas

Para su plantación necesitaremos, eso sí, un clima cálido, en los lugares sombríos y húmedos tendremos dificultad para que inicie su crecimiento. Podemos realizar la multiplicación mediante semillas, esquejes y transplantes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.